Trucos prácticos para mejorar la concentración


¿Estás cansado o estresado? ¿Te distraes con facilidad? ¿Tienes problemas de concentración? Entonces, tienes que encontrar la forma de mejorar tu concentración.

Nutre tu cerebro

No te saltes el desayuno. Es una comida importante porque rompe el período de ayuno nocturno. Un buen desayuno debe combinar proteínas, carbohidratos y otros nutrientes para estabilizar el nivel de azúcar y aumentar el nivel de energía.

Bebe mucha agua

Ten siempre un vaso de agua a mano. La deshidratación disminuye la concentración.

Organiza la mente

Evita los despistes organizándote antes de ir a trabajar. Haz una lista de las cosas que tienes que hacer y dales prioridad.

Haz una lista de 'Cosas por hacer'

Haz en las primeras horas aquellas tareas para las que tienes un plazo y deja las más triviales para cuando tu capacidad mental esté en los niveles más bajos, por ejemplo, justo después de comer.

Organiza el día como te venga mejor

Es decir, algunos funcionamos mejor por la mañana y otros, por la noche. Todo el mundo tiene algunos momentos del día en los que su mente lo da todo. Indentifica cuál es tu momento y programa algunas tareas para ese momento.

Una cosa de cada vez

Evita la multitarea, a pesar de se supone que es una forma de poner a prueba tus habilidades. La multitarea no te permite concentrarte en lo más importante.

Elimina las distracciones

Si estás expuesto a menos distracciones, te distraerás menos. Pon el celular en silencio y evita ver el correo electrónico, Facebook o Twitter con demasiada regularidad.

Tómate un descanso

No hay nada de malo en descansar un poco de vez en cuando. Si trabajas cerca de un parque, por ejemplo, disfruta de un breve paseo para poner tus pensamientos en orden. Un ambiente natural es la mejor forma de quitar las telarañas.

Selecciona tu ambiente

Además, un ambiente natural ayuda a aclarar la mente. Por tanto, intenta recrear la naturaleza en tu oficina.

Espacio de trabajo limpio y ordenado.

Un espacio de trabajo tranquilo y con elementos naturales te ayudará a concentrarte.

Preocúpate por estar cómodo

Puedes hacer que el trabajo sea menos doloroso si buscas la forma de estar cómodo. Si te sientas con una mala postura, puedes estar incómodo y, como consecuencia, distraerte.

Todo a mano

Mantén todo lo que puedas necesitar cerca, como aperitivos saludables, una botella de agua o las gafas.

Divide el tiempo

Ten siempre un plan en mente. Ponte un plazo para terminar cada tarea. Si completas una tarea dentro de un plazo de tiempo autoimpuesto, te sentirás mucho más motivado.

Controla tus pensamientos

No es fácil centrarse en un solo objetivo porque la mente tiende a distraerse por el camino. Sin embargo, es importante aprender a bloquear pensamientos irrelevantes y concentrarte en lo que realmente tienes que hacer.

Nunca seas negativo

Las actitudes negativas son siempre contraproducentes. Es importante ser positivo en todos los aspectos de la vida.

Entiende la tarea

Buscar una respuesta sin entender la pregunta es un error común. Para poder hacer algo bien, primero tienes que entender qué tienes que hacer. Tómate tu tiempo para analizar y adoptar una visión más amplia.

Elimina el ruido

Si no puedes escapar del ruido de oficina, considera invertir en unos tapones o auriculares.

Música para concentrarse.

De hecho, eliminar el ruido es vital cuando se trata de mejorar la concentración. Sin embargo, algunas personas realmente trabajan mejor escuchando música destinada a la concentración.

Dieta y ejercicio

Comer sano y hacer ejercicio de forma regular es imprescindible para tu cuerpo y mente.

Delegar

Es vital aprender a dividir tu carga de trabajo. Saber delegar es una cualidad admirable. Así, podrás aliviar responsabilidad y concentrarte en un aspecto concreto de tu trabajo.

Aprende a ser perseverante

Si un trabajo parece repetitivo o demasiado básico, es muy fácil desconcentrarse y acabar perdiendo el interés. Aprende a ser perseverante hasta con las tareas más mecánicas.

Equilibra corazón, mente y cuerpo

Equilibrar estos tres elementos a la hora de actuar o tomar decisiones tu ayudará a mejorar tu atención. De esta forma, las actividades más mundanas se convertirán en motivo de alegría.

La regla del cinco

¿Estás tentado a dejar una tarea? Sigue haciéndola durante cinco minutos más, cinco páginas más o similares. De esta forma, recuperarás mejorarás tu resistencia mental.

Juega al ajedrez

Los estudios muestran que el ajedrez ayuda a mejorar la concentración y a la memoria. También impulsa el pensamiento lógico.

Haz crucigramas

Además de enriquecer tu vocabulario, hacer crucigramas mejorará tu capacidad de concentración y observación.

Relájate de forma que te sientas rejuvenecido

Fuera de tu espacio de trabajo, intenta relajarte de una forma que te sientas mentalmente estimulado y te mantengas concentrado. Por ejemplo, puedes pintar o incluso leer.

Aprende a tocar algún instrumento.

Aprender a tocar un instrumento es un pasatiempo muy gratificante.

Vive el momento

Adopta una actitud positiva ante la vida en general. Eso estimulará tu cuerpo y tu mente. Concéntrate en ser feliz.

Duerme lo suficiente

Y recuerda que es vital dormir lo suficiente. Si duermes bien, tu poder de concentración mejorará.

**Si deseas recibir notificación de todos los artículos que publicamos para tu crecimiento personal y familiar, da clic en "Me gusta" de nuestra página en Facebook: https://www.facebook.com/impactoproactivo/

Buscar por Categoria
Recientes
Archivo
Siguenos
  • Facebook Basic Square
  • YouTube Social  Icon
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
  • Facebook Social Icon
  • YouTube Social  Icon

2015 - 2019 IDM --Misión Internacional de Desarrollo